Para que Trump lo sepa: Fidel es un pueblo

Posted on Actualizado enn


fai3mlqe_400x400En medio de tanta consternación y dolor por la partida física del Comandante en Jefe Fidel Castro y cuando son cientos los mensajes de condolencias enviados por líderes mundiales y otras personalidades resulta indignante lo expresado por el presidente electo de los Estados Unidos Donad Trump y su vicepresidente. Las expresiones utilizadas por ambos en las redes sociales de Internet dejan mucho que desear de quienes a partir de enero del 2017 conducirán a la nación norteña.

Estoy segura de que las ofensas dichas por Trump y Pence sobre Fidel a quien calificaron de “dictador brutal” y “opresor” sólo responden al desconocimiento que sobre la historia de Cuba tienen ambos; esa  que quieren que olvidemos para imponérnosla de nuevo.

En Fidel se integró el estratega militar, el político aguzado, el hombre sensible y culto que siempre supo ponerse en el lugar de los demás; el que abandonó comodidades hogareñas para que los más humildes vivieran con dignidad como verdaderos seres humanos; el que sobrevivió a 638 atentados contra su vida, muchos de los cuales tuvieron la complicidad de administraciones estadounidenses.

Fue Fidel quien impulsó la Campaña de Alfabetización que hace 55 años llevó la luz de las letras a más de un millón de analfabetos; fue Fidel quien impulsó el internacionalismo para ayudar a otros países a lograr su libertad como Angola y Etiopía y fue él quien hizo posible que los hijos de campesinos y obreros también tuvieran la oportunidad de convertirse en médicos, científicos, maestros e intelectuales sin que les costara un centavo.

Fue Fidel el artífice de un sistema de Salud pública y gratuita; de humanitarios programas sociales para los más desprotegidos; de emancipar a las mujeres y ofrecerles infinitas posibilidades de realización que, por ejemplo yo -hija de obreros- nunca hubiera logrado sin el triunfo de la Revolución.

Por eso no puedo callarme ante los pronunciamientos de Trump y su vicepresidente, porque ni siquiera han respetado el dolor de una familia, de millones de cubanos y de personas de otras partes del mundo.

Desde hace mucho tiempo Fidel está multiplicado en los cubanos que cumplen misiones médicas, educacionales y de otro tipo alrededor del mundo; en los líderes progresistas que lo han asumido como paradigma; en todos los que luchan por un mundo mejor sin guerras, sin contaminación ambiental, sin iniquidades visibles en hombres que, como el propio Trump, amasan millonarias fortunas mientras niños africanos mueren de hambre todos los días.

Me alienta mucho que  expresiones como la del presidente electo de los Estados Unidos se ahoguen en un mar de muestras de agradecimiento y admiración hacia Fidel por su inmensa obra; que miles de mensajes solidarios y de apoyo al pueblo de Cuba inunden a cada segundo las redes sociales de Internet y dejen mudos a quienes han mostrado tanta falta de ética y de sentimientos y que aún ignoren que Fidel no es un hombre; Fidel es un pueblo.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s